Medicina Clínica Tóxico-Ambiental

 

Mediante la Medicina Ambiental abordamos el diagnóstico avanzado y el tratamiento eficaz de numerosas enfermedades asociadas a factores ambientales, cada vez más frecuentes en Canarias: Fibromialgia, Síndrome de Cansancio, Fatiga Crónica, Sensibilidad Química Múltiple, Hipersensibilidad Electromagnética, etc.

Especialistas en esta materia

  • Antonio María Pasciuto

Estudiamos la relación entre la toxicidad medioambiental y la salud de numerosos pacientes afectados por enfermedades crónicas, emergentes y trastornos funcionales

 

La Sección de Medicina Clínica Tóxico-Ambiental del Hospital San José, dada la inequívoca relación entre la toxicidad medioambiental y la salud de numerosos pacientes afectados por enfermedades crónicas, emergentes y trastornos funcionales, se crea, dentro del Servicio de Medicina Interna, para realizar un correcto diagnóstico diferencial y etiológico, basado en modernos análisis de laboratorio, validados internacionalmente, a partir de los cuales poder excluir o verificar los factores tóxico-ambientales causantes de la enfermedad. 

 

Una vez identificados, la terapia consiste en reducir o interrumpir la exposición a las sustancias tóxicas desencadenantes presentes en el medio ambiente, en eliminar del cuerpo las sustancias tóxicas y los elementos responsables, y en apoyar los mecanismos de defensa del organismo, principalmente inmunológicos y enzimáticos. 

 

Además, el hecho de reducir o evitar el contacto con factores ambientales dañinos, favorece la prevención primaria entre personas sanas.  

 

Situación actual en Canarias   

 

  • Una encuesta del Servicio Canario de la Salud (2005) estimó entre 65.000 y 70.000 las personas que, en Canarias, padecen de Fibromialgia, con dolores crónicos, fatiga y depresión.
  • Se calcula que, en Canarias, alrededor de 21.000 personas sufren de Sensibilidad Química Múltiple, con problemas gastrointestinales, respiratorios, cardiacos, cutáneos y neurológicos, debidos a la exposición a determinados productos químicos, tanto en espacios públicos como en el lugar de trabajo o en el propio hogar.
  • Investigadores de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria han analizado la presencia de 44 elementos inorgánicos en sangre de cordón umbilical, encontrando que los niveles de algunos de ellos muestran una correlación inversa con el desarrollo fetal (cfr. Cabrera-Rodríguez et al, 2018; Environ Int 116:43-51).

 

Datos recientes provenientes de investigaciones científicas y observaciones clínicas, muestran que:  

 

  • Hay un nexo entre algunos compuestos químicos, como por ejemplo determinados pesticidas, con enfermedades inflamatorias intestinales y otras enfermedades (cfr. Samsel & Seneff, 2015; Surg Neurol Int 6:45, y Kongevinas, 2019; BMJ 365:11613).
  • El uso de pesticidas también se ha visto asociado con el Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad o TDAH (cfr. Sáez et al, 2018; Environ Res 166:205-215), así como con la Esclerosis Lateral Amiotrófica o ELA (cfr. Povedano et al, 2018; Neuroepidemiology 51:33-49, y otras referencias recogidas en la Introducción de este artículo).

 

Solicitud de cita previa:  928 263 708

HSJ - PUBLICADO EN PRENSA

Galería de fotos

consúltenos ☎ 928. 263. 708

Servicios relacionados